Translate

Vania

Vania es mi vecina, la mayor de tres hermanas. Espigada y hermosa como princesa rumana, ve pasar las tardes desde su hamaca mientras toma baños de sol y se lima las uñas. Su novio la pasa a buscar al anochecer y la devuelve bien temprano.

Nunca la he visto sonreír. Supe que quiso ser modelo, pero esta es una tierra donde casi todas las mujeres son tan bellas como ella, y donde los cargos y oficios y premios se los acaparan las hijas de los políticos y terratenientes. Y para las muchachas pobres como ella no queda más que el sabor del intento.

Su novio llega puntualmente a las nueve de la noche y se la lleva a su guarida. Hoy parece ser para Vania su única razón de vida. Y sólo tiene 20 años. En ocasiones, él la ha reprendido en voz alta por no hacer nada, por no emprender nada, y que así nunca lograrán formar un hogar, porque los mangos que él gana apenas le alcanzan para sobrevivir. 

Y Vania escucha, agacha la cabeza y sigue indeleble su rutina. La veo mirar la calle despoblada. Tan joven y sin destino, como si ya hubiese cumplido cien años. Pudo alcanzar las estrellas, pero en una tierra como esta no alcanzó ni a tocar un terrón de asteroide. Su única riqueza, lo único que posee en el mundo y por lo cual su novio no la deja por otra es su zorrita adolescente, sus pechos firmes, su piel bronceada. Pero todas las chicas de su edad tienen lo mismo, más un sueño agregado, un camino en formación, y una meta, aunque sea difusa.

Pero Vania es sólo su cuerpo, una nube dentro de su shortcito que al menor ventarrón se disolverá en la nada.


Imagen: Jean Jansen

1 comentario :

  1. La belleza sólo salva a un par de mujeres en esta vida, el resto la tiene que pelear desde abajo o como en el caso de Vania, agachar la cabeza.

    ResponderEliminar

Creative Commons License
Cuadernos de la Ira de Jorge Muzam is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.